En medio de la pelea con Hugo Moyano, el Gobierno empezó a auditar a los gremios

La intimación llegó a la sede de Camioneros. El Ministerio de Trabajo advirtió por la falta de información requerida para avanzar con el análisis de las memorias, balances y movimientos de fondos con la obra social.

BJedb5MOg_930x525

El Gobierno arrancó con las auditorías a los gremios, en plena pulseada con Hugo Moyano y la presión al resto de los dirigentes para dejarlo aislado en la movilización convocada para el miércoles 21.

En esta primera tanda de las auditorías entraron 80 sindicatos, los que estaban en falta con algún requerimiento del Ministerio, con el foco en los enfrentados al Gobierno. “Es una señal a todos los gremios, que tienen que dar respuestas por sus acciones. Nuestra animosidad no es con el sindicalismo sino con los que están fuera de regla, ésa es la diferencia y para eso arrancamos con las auditorías”, dijo a Clarín uno de los funcionarios abocados a la iniciativa.

Algunos ya empezaron a entregar información. Otros, como Camioneros, todavía no lo hicieron. El incumplimiento contempla desde sanciones económicas hasta la suspensión y la pérdida de la personería, de acuerdo con la Ley de Asociaciones Sindicales. A su vez la etapa de las inspecciones físicas arrancó el jueves con la Federación de Educadores Bonaerenses, conducida por Mirta Petrocini, con Roberto Baradel una de las dirigentes duras en la paritaria docente. Suteba está en la lista para la inspección, aunque una vez que transcurran las negociaciones que arrancan formalmente mañana. La inspección física a Camioneros no será antes de la marcha del 21, confirmaron en Trabajo.

BkM9B-BLG_930x525__1

El análisis incluye memoria y balances contables, cruces de información con la AFIP, chequeos para constatar que los números coincidan con las actividades financieras y operativasde los gremios, listado de afiliados y autoridades. Otra lupa se posa sobre las obras sociales y los giros entre éstas y los sindicatos.