Insectos y algas marinas: los posibles alimentos para cerdos en el futuro

La nutrición porcina está en continua evolución, siempre buscando nuevas estrategias para conseguir más eficiencia. Enterate cuáles van a ser los alimentos en el futuro.

algas-insectos-cerdos

A través de un informe publicado por Actualidad Porcina, es importante remarcar la importancia de la nutrición dentro del sector porcino, ya que la eficiencia con la que estos animales aprovechan los recursos, determina su rendimiento productivo, por lo tanto, su rentabilidad.

Las materias primas utilizadas en la actualidad para la nutrición, se dividen en distintas categorías. Es así que tenemos como principales fuentes de energía a cereales como el maíz, el arroz, la cebada, la quinua y subproductos adicionales como el salvado de trigo, la papa y la caña.

Otros ingredientes, también empleados como fuente de proteína, son la alfalfa y el gluten de maíz (de origen vegetal). De origen animal, está la harina de pescado y la harina de carne. Ambas, son consideradas mejores fuentes de proteína pero la accesibilidad a estas es más restringida. Otras fuentes adicionales son la soja, el algodón, el girasol y el cártamo.

Según informaron, a pesar de todos estos nutrientes, se hace necesaria la búsqueda de nuevos ingredientes de cultivo más sostenibles y eficientes desde el punto de vista nutricional debido a que la demanda de alimentos y agua es cada vez mayor.

Según un estudio realizado por especialistas en nutrición, los ingredientes que compondrán los alimentos de cerdos en un futuro serían:

Algas marinas

Su cultivo no requiere del uso de fertilizantesagua dulce o pesticidas. Sólo necesitan 1/6 de la superficie utilizada para el cultivo de plantas terrestres.

Además, su estructura coloidal les permite una mayor retención de agua, obteniendo sus nutrientes a través de las raíces. Las algas absorben los nutrientes a través de toda su superficie, aumentando su productividad.

En cuanto a su valor nutricional, las algas son ricas en minerales, fibra, proteínas, vitaminas y lípidos. Por ello, se plantea su uso como fibra complementaria junto con otros prebióticos.

Entre sus efectos beneficiosos para la salud, se ha demostrado que estimulan la inmunidad innata y tienen propiedades anti-inflamatorias.

Insectos

Todas las miradas están puestas acá en el mundo de la nutrición ya que los insectos han demostrado ser una fuente de proteína de alta calidad, eficiente y sostenible. Se destacan:

• Mosca soldado negra (Hermetia illucens)
• Mosca doméstica (Musca domestica)
• Gusano de la harina (Tenebrio molitor)

Una ventaja es su contribución a la economía circular, ya que en su crianza a gran escala se pueden aprovechar los residuos 

orgánicos, lo cual resultaría en una estrategia sostenible de gestión de residuos.

“Solo queda esperar y ver si estos y otros ingredientes alternativos conseguirán desbancar a las actuales materias primas, y si se logrará establecer una producción global más eficiente y sostenible para las generaciones venideras” menciona el comunicado.

Además, según este informe, el ingrediente ideal del futuro debería cumplir condiciones tales como:

• Producción sostenible, cumpliendo con la normativa medioambiental y con las exigencias de los consumidores

• Precio asequible para poder competir con los ingredientes actuales

• Contenido proteico moderado-alto, con una buena digestibilidad y con un perfil de aminoácidos equilibrado

• Contenido relativamente alto de micronutrientes relevantes

• Propiedades beneficiosas para la salud: ya no solo buscaremos que los alimentos sean nutritivos, sino que tengan otros efectos beneficiosos para la salud de los animales (favorecer el equilibrio de la microbiota intestinal, estimular el sistema inmunitario, etc).