Nuevas evidencias complican a Parrilli

El ex jefe de la AFI habría ordenado cajonear el expediente de Corradi

afi-1997617w620

Nuevas evidencias siguen complicando al ex jefe de Inteligencia, Oscar Parrilli, en la causa de la mafia de los medicamentos. Según información que reveló anoche La Cornisa, no sólo Parrilli evitó dar la orden de búsqueda de Ibar Pérez Corradi en agosto de 2015, sino que también instruyó a sus subordinados, responsables de Asuntos Jurídicos, Emiliano Rodríguez y otro de apellido De Estrada, para cajonear y esconder el expediente del presunto autor del Triple Crimen. La finalidad habría sido evitar que sea encontrado en plena contienda electoral.

De acuerdo a lo que difundió el programa de Luis Majul, fuentes de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) tienen los resultados de un sumario interno en el que dos subordinados reconocen que Parrilli les ordenó retener información determinante para capturar y detener al prófugo más buscado de la Argentina, según lo habían solicitado los fiscales Juan Bidone y Franco Picardi.

Las actuales autoridades de la AFI, Gustavo Arribas y su subordinada, Silvia Majdalani , iniciaron el sumario cuando, a pedido de Picardi, no pudieron encontrar el expediente de Pérez Corradi. Hallaron un escrito y pudieron reconstruir los motivos por los cuales no estaba en el área donde se suelen acumular los pedidos judiciales.

Esta nueva información se suma a la que reveló el programa el domingo anterior, que demostraba que Parrilli tenía datos fehacientes del paradero de Pérez Corradi: un testigo, de apellido Ortiz, los presentó ante la Unidad Especial de Procedimientos Judiciales de El dorado, el martes 4 de agosto de 2015 y aportó fotos, direcciones, teléfonos y hasta horarios en el que se podía encontrar a Pérez Corradi . Estos datos se le facilitaron a Parrilli para que pueda efectuar su captura. Recién el 3 de septiembre se designaron agentes para cumplir esta tarea. Sin embargo, de acuerdo al programa, Parrilli activó la búsqueda de Pérez Corradi en noviembre, cuando María Eugenia Vidal ya había derrotado a Aníbal Fernández.

Por estas pruebas, el juez federal Ariel Lijo solicitó la semana pasada la indagatoria a Parrilli y a Emiliano Rodríguez, entonces director de Asuntos Judiciales de la AFI.