YPF irrumpe en el negocio de la energía eólica y avanza con inversiones por u$s2.000 millones en renovables

A través de una subsidiaria, inaugura su primer parque de aerogeneradores en Comodoro Rivadavia. El evento contará con la presencia de Mauricio Macri

458479

Con la puesta en marcha del parque Manantiales Behr, en Chubut, YPF desembarca en la generación de energía eólica en el marco de un proyecto comercial en el que lleva invertidos u$s200 millones.

La petrolera estatal inaugura este emprendimiento ubicado en la ciudad de Comodoro Rivadavia el lunes 15 de octubre. De esta forma, da el primer paso en materia de energías renovables y con la visita del presidente Mauricio Macri y otros miembros del gabinete nacional.

El emprendimiento está incluido en el plan estratégico 2018-2022 de YPF Luz, ex YPF Energía Eléctrica, subsidiaria de la petrolera estatal. En este marco se plantean inversiones por u$s2.000 millones para la producción de electricidad limpia, además de duplicar la potencia instalada de 1.300 MW a través de proyectos de energías renovables y térmicos.

En esta empresa, YPF ya tiene como socio al grupo norteamericano General Electric (GE), propietario de un 25% del capital y que pagó u$s300 millones para quedarse con ese porcentaje. Y por estas horas negocia sumar a un fondo inversor árabe con una porción similar, lo que le permitirá incrementar fondos frescos para financiar sus proyectos.

Desde hace ya más de cinco años que esta firma pone foco en tener presencia en el sector de energías renovables. El objetivo es perfilarse como un gran generador energético de matriz diversificada, con proyectos tangibles de renovables funcionando en el mercado eléctrico nacional.

El emprendimiento operará bajo el esquema de la Compañía Administradora del Mercado Eléctrico (CAMMESA), que le asigna prioridad de despacho de energía eléctrica a proyectos de este tipo, que se destinan para la venta a grandes usuarios.

Viento a favor

Manantiales Bher es el proyecto de energías renovables más importante de YPF, con una superficie total de 6.000 metros cuadrados, 30 aerogeneradores, una línea de 132kV y dos subestaciones transformadoras.

De acuerdo a información provista por la firma, esa energía durante un año equivaldría al ahorro de 47.500 m³ de gasoil o 80 hm³ de gas natural, que se traducen en 241.600 toneladas menos de emisiones de CO2.

En una primera etapa, el parque entregará 50 MW de potencia, lo que permitirá abastecer parte del consumo de la compañía en sus yacimientos y refinerías. Luego, generará hasta 100 MW, un consumo similar al que hoy tiene Comodoro Rivadavia. La energía generada por la planta eólica de Mantantiales Behr representa el 16% de la demanda eléctrica de YPF en el Mercado Eléctrico Mayorista.

Según fuentes de la compañía, el objetivo a mediano plazo es lograr que toda la demanda de electricidad de la petrolera provenga de fuentes renovables, “lo que significará un gran aporte para la sustentabilidad del país”.

Las turbinas de los molinos fueron desarrolladas por Vestas, el mayor fabricante de aerogeneradores del mundo y darán energía a un yacimiento como el Manantiales Behr que se encuentra en una de las áreas de mayores vientos de la Argentina.

Acuerdos en marcha

En la actualidad, la filial de la petrolera para este tipo de energías renovables ya cuenta con una inversión de u$s600 millones. Con esta base está construyendo, además del parque eólico, tres plantas de generación térmica –una en Tucumán y dos en Loma Campana–, proyectos en los cuales el año pasado ya había iniciado negocios con General Electric, empresa que hoy cuenta con el 25% de sus activos.

Con la asignación de prioridad de despacho en Manantiales, la firma se posicionaría mejor para futuros negocios. Es decir, podrá salir a comercializar energía renovable a largo plazo con empresas de diversos rubros. Según declaran desde la firma, su principal objetivo es abastecer con fuentes renovables la demanda total de energía eléctrica que utiliza.

De hecho, cerró en agosto pasado su primer contrato con una empresa privada que le permite abastecer con energía renovable a las dos plantas que Coca-Cola FEMSA Argentina tiene en el Área Metropolitana de Buenos Aires. Es decir, los predios de Alcorta de Capital Federal y el de la localidad bonaerense de Monte Grande.

Durante el mismo período, cerró un acuerdo con la automotriz japonesa Toyota para proveerle de la energía necesaria para las operaciones de la empresa en el país. Al igual que el caso de Coca-Cola, la tensión provendrá de Manantiales Behr y del Parque Eólico Los Teros, ubicado en la localidad de Azul, cuya inauguración se espera a fines de 2019.

El contrato de provisión de energía renovable tendrá una primera etapa en la que Toyota sustentará su producción con un 25% de energía renovable. En una segunda, a partir de 2020, el 100% de las necesidades energéticas de la automotriz, equivalente a 76.000 MWh/año, provendrán de fuentes renovables.

Además YPF está construyendo otro parque en Cañadón León (Santa Cruz), que una vez finalizado proveerá 240 MW de energía renovable a clientes industriales.